ESTRUCTURA DEL TRABAJO

La motivación siempre es mayor cuando entregamos al alumno un trabajo bien presentado. Con este principio hemos elaborado el material: textos cortos, fichas poco cargadas de texto, fotografías en color, espacios en blanco, páginas equilibradas, etc. Cada ficha que hemos entregado al alumno hemos procurado que tuviese la calidad de una publicación.

El trabajo consta de cuatro cuadernos totalmente independientes unos de otros. La unidad de trabajo es el cuaderno de campo de cada ciclo, pensado para trabajar sobre él, cada uno de ellos lo presentamos en forma de fichas de trabajo y estructurado por bloques de contenidos: deportes en la naturaleza, fauna, vegetación, la transformación del paisaje y la historia de nuestro pueblo. Estos bloques se componen de fichas de trabajo divididas en tres apartados, una referida a conceptos: descripción y características; otra complementaria a la anterior con información gráfica; y la tercera son las actividades que debe realizar el alumno, éstas pueden ser previas a la salida, durante la salida o posteriores a ella.

El cuarto cuaderno es el del profesor, incluimos toda la información general de la guía, la actividad y la información general de cada uno de los bloques de contenidos, y la puntual de cada contenido, estructurada en fichas de cada uno de los conceptos que el alumno estudia. Se incluyen los objetivos que se pretenden y una pequeña información gráfica.

Tal como decíamos en la introducción se trata de una información práctica y concreta sobre la que vamos a fundamentar la actividad del alumno.

Para la secuenciación por ciclos se han seguido varios criterios, resultando enriquecedor para el conjunto del trabajo. Podíamos resumirlo en tres puntos:

  1. La secuenciación se plantea por medio de un contenido concreto, por ejemplo en vegetación se presentan plantas distintas para cada uno de los ciclos.
  2. La secuenciación se plantea por medio de un contenido que se arrastra en los tres ciclos, por ejemplo en educación física la marcha se plantea desde el primero al tercer ciclo.
  3. La secuenciación la planteamos de una forma mixta, es decir que puede existir un contenido que solamente se toca en el primer ciclo, otro distinto para segundo y tercero, o que toque los tres ciclos. Por ejemplo, el caracol lo incluimos sólo para el primer ciclo, en cambio el tejón está en el primero, en el segundo y en el tercero.

En resumen, hemos pretendido hacer una estructura práctica, operativa y funcional.

Volver